El natalismo y VOX


A algunas personas, interesadas por la demografía y por esta web, les molesta ver aquí cuestionadas sus ideas religiosas o políticas, o sus opiniones sobre la pareja, la familia o los hijos. Especialmente cuando vinculo el natalismo y el familismo con posturas ideológicas o confesionales conservadoras, o directamente reaccionarias.

Pero si se explora un poco este sitio se encontrarán artículos sobre el natalismo de Stalin o el de Ceaucescu, o una sección completa sobre las políticas maltusianas, con críticas igualmente radicales al hijo único en China o al abuso de poder occidental que origina los planes de acción de NU para reducir la fecunidad en el “Tercer Mundo”. Se encontrará también todo un marco explicativo sobre la modernización demográfica, que permite afirmar rotundamente que en la actualidad vivimos, el Mundo o en España, la mejor situación demográfica de toda nuestra historia,  por mucho que se intenta hacernos creer que se trata de una crisis, un invierno, un suicidio. Ya hace más de un siglo que La decadencia de Occidente, de Oswald Spengler, viene demostrándose falsa, un refrito perverso de estupideces y mentiras, y sus principales argumentos eran demográficos. En otras palabras, no me dedico aquí a atacar ideologías políticas, sino la manipulación política de la demografía basada en errores y falacias.

Hoy solo quiero responder a quienes me preguntan “¿por qué nos dices que lo del natalismo es propio de la derecha reaccionaria?”. Por supuesto  el natalismo puede estar en la mente de personas de todos los partidos. Pero  en España, y en todo el mundo, quien está embarcado en una descomunal ofensiva mediática de manipulación de la demografía, anunciando el fin del mundo por “suicidio demográfico”,  predicando la vuelta a los valores familiares de antaño, reclamando “ayudas” sólo para cierto tipo de familias, atacando al feminismo, exigiendo el fomento de la natalidad “propia” mientras demoniza la inmigración, todo ello aderezado con un ultranacionalismo patriotero trasnochado, es el conservadurismo y la extrema derecha. En esta web encontraréis abundantes pistas que explican los motivo de su afición por la demografía y el natalismo. Hoy me limito a constatarlo. Y es fácil, porque todos estos temas se han convertido en auténticas banderas que se agitan en público y ganan elecciones.

Si te parecen asumibles y razonables pero no te consideras ultraderechista quizá no has salido ahí afuera a ver quien las propaga y cómo las utiliza. En el asesinato de 49 personas en una mezquita  perpetrado en marzo de 2019 en Nueva Zelanda podemos encontrar un ejemplo extremo. El autor posteó antes del ataque un detallado manifiesto explicando sus motivos, que empezaba así: “It’s the birth rates./ It’s the birth rates. /It’s the birth rates.

Así que no hace falta volver al genocidio nazi. En 2019  la demografía todavía sirve a los supremacistas raciales para justificar masacres:

Si alguien piensa que se trata de cuatro locos sin vinculación con las ideas de los partidos serios, haría bien en revisar los postulados tradicionales del Front Nationel en Francia.  En España no hace falta, porque tenemos ejemplos propios abundantes. En otro lugar he escrito sobre la apropiación de la demografía por parte del fundamentalismo confesional a través de partidos e instituciones muy antiguos y consolidados, pero recientemente hemos experimentado la aparición parlamentaria de un partido, VOX, que permite mostrar la vinculación entre derecha radical y demografía en estado prácticamente puro. Estos escindidos del PP, nos proporcionaron recientemente material diáfano con su lista de 19 exigencias  para negociar su apoyo la investidura en Andalucía.

Habrá quien siga preguntándose por qué el alarmismo demográfico unido a las recetas familistas y natalistas no son neutros y comunes a todos los partidos e ideologías. Pero tras lo de VOX espero que ya nadie dude de cual es su sesgo ideológico. De los 19 puntos, la parte dedicada a la demografía es abrumadora, y afecta a la pareja, la sexualidad, la familia, la natalidad o las migraciones. El análisis demográfico y estadístico en que se basan es o inexistente o directamente falso y manipulado, pero con su ideología no cabía esperar otra cosa. Después que cada cual se pregunte si las comparte o no, pero al menos que deje de preguntarse si son o no  “de facto” características del ultraderechismo.

En especial resulta elocuente el punto 5 (Medidas contra la inmigración ilegal). Toda la propuesta se  concreta en medidas policiales, coercitivas y de expulsión. Se fundamentan en un cúmulo de falsedades hace tiempo desmentidas sobre la “invasión” ilegal masiva, el robo de los puestos de trabajo, el efecto llamada,  el turismo sanitario o la discriminación de los españoles por parte de las administraciones públicas. Nada sobre integración, nada de protección, nada sobre los muertos en el Mediterráneo, sobre asilo o regularización, nada de igualdad o derechos humanos como valores universales. Volvemos al ultranacionalismo, es simple, somos “nosotros” contra el resto del mundo.

Otro de los puntos nucleares es el 7 (Creación de una Consejería de Familia y Natalidad), que reproduzco completo;

  • Aprobar un Plan Integral de Fomento de la Natalidad y una campaña de concienciación de la gravedad del invierno demográfico. Especial apoyo a las familias numerosas.
  • Introducir amplias desgravaciones fiscales proporcionales al número de hijos, y medidas de conciliación trabajo-familia para los padres.
  • Ampliar la red de guarderías.
  • Promover de manera transversal en todos los organismos y políticas una perspectiva pro-familia y pro-natalidad.
  • Prestar especial atención a las mujeres con embarazos no deseados, proporcionándoles información, asistencia y alternativas para que puedan evitar el drama del aborto. Asegurarse de que ninguna de ellas reciba coacciones o presiones de su entorno que la obliguen a abortar. Vigilancia del cumplimiento efectivo de la Ley de Autonomía del Paciente, que prescribe informar sobre los riesgos de la intervención.
  • Impulsar un Plan Andaluz de Adopción.

Y como ya se han tocado las migraciones y la natalidad, falta alguna alusión a la mortalidad para completar la absoluta vocación demográfica de este partido. Sin embargo la inmejorable posición española en esta materia hace difícil mantener la burrada del “suicidio demográfico”, así que se visten de benefactores añadiendo un punto 8. Plan de Extensión de Cuidados Paliativos en la sanidad pública. La única propuesta que se concreta (este es el punto más parco en propuestas) es reforzar las Unidades del Dolor de la red sanitaria. Una manera de expresar el eterno problema del nacional-confesionalismo ante el fin de la vida, que nunca se menciona, porque la vida es de Dios.. Así que ni una palabra sobre el el derecho a una muerte digna o sobre el la libertad personal para decidir ¿Dónde vive esta gente, en Marte? ¿No se han enterado de que la esperanza de vida ha pasado de menos de 35 a más de 80, y del clamor social por los problemas que genera el moralismo arcaico a la hora de enfrentar el final de la vida?

Eso sí, echad un vistazo al punto 4 de la lista, que reclama notables rebajas fiscales. VOX no se plantea cómo casar una reducción de los ingresos públicos con el aumento de las ayudas por hijos y por educación, el apoyo a las familias numerosas, la ampliación de la red de guarderías, el apoyo a la dependencia o a las mujeres con embarazos no deseados. Da lo mismo, todo se puede mezclar, sin justificaciones, sin coherencia, sin responsabilidad fiscal ni progresividad recaudatoria, sin respetar a los demás, todo en nombre de la patria, de Dios y de la pureza racial mezclados en un batiburrillo imposible con la defensa de liberalismo económico.

Que los argumentos demográficos tengan un papel tan principal en su ideario obliga a darles respuestas por parte de los profesionales de la demografía. Es fácil, basta con desvelar sus mentiras.  Claro que a los fanáticos la verdad no les importa, pero son pocos. Que no te cuelen sus eslóganes todos los días en todas partes sin contrastarlos con la realidad, el sentido común y una visión humana de las relaciones sociales, económicas o políticas. La demografía nunca funcionó mejor, preguntadle a los demógrafos, no a Vox.


Música en ApdD: Stevie Ray Vaughan, Voodoo Child!

4 comentarios en “El natalismo y VOX”

  1. Entré en esta página buscando una cierta objetividad científica demográfica, pero constato que los comentarios que en ella se vierten son subjetivos por cuanto expresan opiniones políticas personales supuestamente apoyadas en datos demográficos que no se aportan. Los comentarios que en ella se vierten no son neutrales, sino que expresan una visión ideológicamente de izquierdas, con esa supremacía moral tan característica de esa corriente de opinión. Saludos

    1. Rafael, gracias por tu comentario. Obviamente los datos son una vida completa de investigación, explotación y análisis de fuentes y publicación de resultados en los circuitos científicos habituales. Reclamar todo eso en un post es pedir demasiado, ¿no crees? No obstante, el post no es un texto simple, incluye multitud de links a otros lugares donde encontrarás información y, en general, esta web proporciona muchísima información que podría atemperar tu crítica. Los comentarios que se vierten no son neutrales porque la manipulación de la demografía por parte de la extrema derecha está siendo clamorosa, y esto no es ideología, es una constatación. Si crees que son equiparables las obras de los ideólogos de Vox con los análisis de un demógrafo con 25 años de trabajo es que, efectivamente, algo no funciona en la comunicación científica. En cualquier caso, recibe un cordial saludo y gracias por usar ApdD y comunicar tu opinión.

    2. Soy un simple lector del blog. Desde luego en un régimen como el de Franco o el de Stalin no podría existir este blog y seguramente podrían acusar a su autor de enemigo de España o enemigo del Pueblo, con graves consecuencias. Me alegro de que tengamos libertad y por mi parte no me importa de que científicos reputados y bien acreditados puedan naturalmente tener preferencias ideológicas o religiosas. La propuesta de la “Revolución reproductiva” me parece una de las ideas científicas más geniales que conozco y perdérmela por censurar el blog por un artículo que critica tal o cual ideología es lo que no me parece muy científico.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s