Comisionada nueva, natalismo de siempre


Isaura Leal, nueva comisionada

La nueva Comisionada frente al Reto Demográfico se reunió el pasado 31/07/2018 con  la Fundación Renacimiento Demográfico, que promueve la paranoia poblacional bajo la dirección del autor del pastiche El suicidio demográfico de España. “Consultor empresarial”, en realidad es consultor del PP (véase Escándalo demográfico en el Senado o su informe demográfico para la FAES), moralista y cristiano de pro, encumbrado tramposamente por la prensa de derechas, especialmente por ABC, al rango de “el mayor experto en demografía” de nuestro país (no tiene formación demográfica alguna, nadie en esta Fundación la tiene). 

Como la Comisionada aún no se ha reunido con ningún demógrafo  real (supongo que lo hará pronto, dada la propia función de su comisionado), espero al menos que alguien la informase con antelación sobre a quién estaba recibiendo oficialmente, que es lo que os cuento aquí.

El anterior gobierno del PP y sus simpatizantes de la reacción familista y religiosa elevaron mucho la tensión retórica de los últimos años acerca de la situación demográfica (véase El fundamentalismo suplanta la investigación demográfica). Puede decirse que han triunfado ya en la opinión pública; hoy es una verdad incuestionable que la demografía es un desastre en España. Lo mismo hacen en todo el planeta las derechas parlamentarias, cada día más decantadas hacia el ultranacionalismo y dedicadas febrilmente a recuperar tópicos de hace un siglo estrechamente relacionados con dos guerras mundiales. Volvemos al ideario nativista/antiinmigratorio, exaltador de una familia tradicional imaginaria, sustentado en las raíces religiosas de la patria, promotor del natalismo o el antiabortismo, enemigo de la “ideología de género”, que nos asusta con el fantasma de la despoblación, el envejecimiento y la pérdida de peso demográfico internacional. Hay que combatir la amenaza del invierno demográfico.

Esta retórica ha carecido en España de cualquier respaldo reciente, no sólo científico, sino de acompañamiento en medidas efectivas, por mucho que el decadentismo natalista funcione electoralmente (por suerte cuesta mucho en el mundo actual volver un siglo atrás). Pero nos ha dejado como herencia órganos e instituciones “demográficas”, chiringuitos sin cometido real más allá del cabildeo y la intoxicación de la opinión pública,  que el nuevo gobierno socialista ha heredado. La cuestión ahora es qué va a hacer con esta herencia.

El Comisionado del Gobierno frente al Reto Demográfico, creado en enero de 2017, es uno de ellos (puedes ver la reseña en ApdD, un análisis crítico de sus objetivos programáticos).  Como Comisionada se nombró en su día a Edelmira Barreiro,  una completa lega en la materia demográfica, cuya única vinculación con el asunto era provenir del PP de Galicia. Esa Comunidad Autónoma se precia de haber aprobado 2012 un Plan de Dinamización Demográfica. Su única utilidad ha sido financiar la propaganda (la única partida aprobada ha sido la de “concienciación en los medios”, puedes ver aquí Dinero para campaña publicitaria natalista en Galicia).

Pues bien, tras apenas  un año de funcionamiento, la inacción e inutilidad del Comisionado ya empezaba a producir titulares como estos:

El propio grupo socialista en el Congreso había solicitado ya la comparecencia de Barreira para que informase sobre su trabajo tras un año en el cargo ¿Qué hace ahora el nuevo gobierno del PSOE con esta herencia?

De momento ha renovado el comisionado, poniendo al frente a Isaura Leal, que prometió su cargo el pasado 2 de julio aceptando las tareas y objetivos previamente diseñados por el PP.

A su favor cabe decir que, desde el primer día, Leal ha matizado el natalismo exaltado que imperó en la retórica del anterior gobierno, restando énfasis a los objetivos centrados en el número de hijos y trasladándolo a las ayudas a su crianza. Es decir, cambiando los objetivos demográficos por objetivos sociales. Probablemente en ello influye que cuente con un asesor científico real, Ignacio Molina, profesor de Geografía y con conocimiento del tema. De todo ello se hace eco EuropaPress en la siguiente noticia:

De hecho, aunque la dedicación de la nueva Comisionada rebasa con mucho la de su predecesora, se concentra en el aspecto territorial, de nuevo alejándose de los objetivos demográficos.

El despoblamiento rural es una materia propia de la geografía de la población y su principal determinante son las migraciones, especialmente las interiores, más que los balances reproductivos. Y tras las políticas territoriales lo que hay son diferencias por el reparto presupuestario, por la ponderación de los votos en nuestro sistema representativo o por el diseño de las políticas territoriales en servicios traspasados a las Autonomías, mucho más que un debate sobre la reproducción demográfica o el fantasma del “reequilibrio” de la pirámide poblacional española (véase aquí una consideración básica sobre la interpretación de la pirámide). En esta cuestión es fundamental coordinar un impulso real a lo rural, que ayude a fijar población en sus lugares de origen sin que se vea abocada a la emigración o, si eso no es posible, que ayude a atraer a nuevos pobladores o usuarios de su espacio y sus especificidades (situando lo rural en las redes viarias e informáticas, de servicios, turísticas, culturales, de innovación).

Esta tarea, que el PP incluyó en las funciones del Comisionado, es la primera olvidada por dicho partido allí donde gobierna. Un ejemplo excelente lo proporciona la Comunidad de Madrid, que pese a su machacona palabrería ruralista en las comunidades donde gobierna, acaba de ser reconvenida por la Comisión Europea por no aplicar siquiera los Fondeos Europeos de Desarrollo Rural:

No hay reto demográfico alguno, los retos son los de siempre en la distribución territorial de la población, la inmigración irregular es un tema radicalmente diferente y no puede tratarse con las mismas herramientas, y la reproducción poblacional del país es nuevamente una cuestión que no debería mezclarse con las anteriores.

La herencia que recibe Isaura Leal es envenenada. Su capacidad y su dedicación están muy por encima de las de su predecesora, pero tratándose de un Comisionado sobre demografía, mejor será que consulte a alguno de los demógrafos de verdad de nuestro país, antes de escuchar a vendedores de humo como los de Renacimiento Demográfico. Los socialistas tienen a su disposición a Juan Antonio Fernández Cordón, demógrafo insigne que dirigió en su día el desaparecido Instituto de Demografía y durante muchos años el Instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía, o a Anna Cabré, probablemente la más prestigiosa demógrafa que ha dado el siglo XX en nuestro país, creadora del único centro de investigación en esta materia, el Centro de Estudios Demográficos, o a Albert Esteve, actual director de dicho Centro, o a Diego Ramiro, jefe del grupo del Población y Dinámicas Demográficas del CSIC, por citar algunos ejemplos que me son próximos. Qué poderosos deben ser los avaladores de Renacimiento Demográfico para que sus dirigentes hayan sido convocados antes que cualquiera de estos expertos.

Pd: Agradezco a “Salinasdeinterior” las pistas y comentarios que han dado lugar a esta página. ApdD no sería ni una sombra de lo que es si no fuese por vosotros.


Si te interesa una visión contraria al alarmismo demográfico que promueven Renacimiento Demográfico y sus avaladores religiosos o institucionales, la encontrarás en alguno de mis trabajos recientes de divulgación:

o, si tienes paciencia para esperar a su inminente publicación, también en esta otra revista tan querida para el socialismo español:

Anuncios

6 comentarios en “Comisionada nueva, natalismo de siempre”

  1. Buenas tardes:
    Gracias al responsable de la página por su contundencia en el discurso y el aporte de datos.
    Yo me reconozco descorazonado en este tema que ocupa la entrada y que, por desgracia, es coherente (en su condición de erial mental) con tantos otros aspectos de la realidad circundante.
    Dado que el llamado problema de la despoblación se despacha en los medios de comunicación de forma telegráfica y repitiendo esquemas como mantras, no es de extrañar que nos encontremos comentarios definitivos donde se nos ilustra sobre dónde encontrar la luz al respecto:
    “Despoblación rural: ocho libros para explicar el vacío”
    http://masdearte.com/fuera-de-menu/despoblacion-rural-ocho-libros-para-explicar-el-vacio/

    Son libros periodísticos y literarios. Muy apreciables, sin duda. El último mencionado, “Donde la vieja Castilla se acaba: Soria”, más que recomendable. Mucho más, desde luego, que algún libro muy jaleado y más conocido. Pero yo entiendo “explicar” de otra manera. Esos son glosas, reflexiones o panegíricos. Oraciones fúnebres en algún caso. Pero para explicar se necesita otro enfoque y otras fuentes. Por fuerza, otra expresión.

    También podemos leer noticias como esta:
    https://www.lne.es/asturias/2018/09/18/tensiones-ganaderos-fauna-ejemplo-efecto/2349698.html
    Donde nos enteramos, entre otras cosas, de que los conflictos entre fauna salvaje y ganaderos se deben a la despoblación. Antes, por lo que se ve, no había. Los depredadores naturales comían empanada hasta que se volvieron insolentes y los exterminaron. Digo yo.

    También nos informa el mismo artículo de una reunión de parlamentarios regionales europeos:
    “Sanjurjo, que paticipó ayer en un encuentro entre representantes de parlamentos europeos de territorios que combaten la desploblación, aseguró que este es un “problema europeo” para el que es bueno “intercambiar experiencias” y ha recalcado que aunque los parlamentos regionales carecen de capacidad ejecutiva, sí pueden “hacer llegar estas experiencias a los gobiernos”.

    Representantes de seis parlamentos regionales de Europa pidieron la implicación presupuestaria de la Unión para poder desarrollar políticas que ayuden a combatir la despoblación y el envejecimiento.

    Los miembros de las cámaras de Asturias, Extremadura, Baviera (Alemania), Lombardía (Italia) y Voralberg (Austria), además de Castilla y León, que ha ejercido de anfitriona de una jornada del Grupo de Trabajo sobre la despoblación y envejecimiento de los parlamentos regionales de Europa (Calre), del que forman también parte legislativos regionales de Bélgica y Portugal, y cuyas conclusiones se incluirán en el documento que presentarán ante la Eurocámara”.

    De alguno de los participantes no conozco mucho, pero, ¿Baviera y Lombardía? Si allí han empezado a verle las orejas al lobo (me permito el guiño de fauna salvaje depredadora) entonces lo de aquí no tiene remedio desde hace mucho tiempo. Vamos a dedicarnos a otra cosa.

    Saludos

  2. Muchas gracias por la respuesta con la que estoy de acuerdo, me leeré el libro.
    Únicamente comentar que la política social cubre muchos aspectos: derecho a la educación de los niños, derecho a sanidad, impedir hambrunas, informar de las coberturas y ayudas al tener un hijo, informar de su coste real (bajo mi punto de vista, no es elevado)…

    Creo que no se debe promover la natalidad per se, pero también creo que ahora hay una percepción en la población de que es un lujo tener un (solo) hijo cuando hace años, no era así. ¿Qué ha cambiado? Quiero creer y estoy seguro de que un bebé está mucho más cubierto en cuanto ayudas (alimentación guardería, …) que hace 40 años. ¿Entonces, de dónde viene esa percepción?
    Por tanto, creo que hay un interés en que la gente perciba que ser padres es algo costosísimo e inasumible cuando no lo es. O qui´zas la gente se engaña a si mismo diciendo que es muy caro. Está claro que no se pueden obviar los profundos cambios sociales (incorporación de la mujer al trabajo, innumerables opciones en el ocio, divorcios,…) que, influyen en la natalidad actual.

  3. Notaciones aparte, estoy de acuerdo con mi tocayo en que muchas personas no nos preocupamos por que haya más o menos hijos sino porque se tengan los que libremente cada pareja desee tener. Y en este momento hay problemas serios que lo impiden: paro, precariedad laboral, salarios bajos, difícil acceso a la vivienda, guarderias poco asequibles, horarios laborales leoninos…
    Me da lo mismo si eso es demografía, sociología, geografía humana…sea lo que sea, creo que el comisionado debería centrar ahí sus esfuerzos.

  4. Aqui https://apuntesdedemografia.com/polpob/95-2/
    defines el natalismo como “la doctrina que propugna medidas políticas para conseguir una mayor natalidad”
    Si a esta definición se modifica de manera que el natalismo sea “la doctrina que propugna medidas políticas que favorezcan las condiciones económicas del sector de población que puede tener hijos, actualmente en gran número desempleados, o con un trabajo precario que impide una paternidad responsable”
    En ese caso soy natalista como creo que casi toda la población. No hay factores religiosos ni familistas, ni antiabortistas, sino extrictamente de justicia social intergeneracional.
    Se le está impidiendo tener hijos a un sector de la población joven que desea (más bien desearía, en otras condiciones) formar una familia. Se que voy muy lejos al afirmar que la gente desea tener más hijos que los que tiene. No se si hay estadísticas al respecto pero creo que es bastante evidente.
    Por supuesto, con medidas políticas (como no pueden ser otras), esto puede cambiar.

    1. Hola nuevamente Enrique. Modificar como propones la definición conduce a la confusión de palabras. Redefinido así deja de ser natalismo (promoción de una natalidad más elevada) y, además, tu nueva definición ya tiene un nombre, lo que toda la vida se denominó “política social”, sin objetivos demográficos. Conviene tener claros los conceptos: las políticas de población, entre las que se incluyen el natalismo y su opuesto, el maltusianismo, se caracterizan por tener objetivos demográficos. Así que siento darte la noticia, pero no, no es natalista “casi toda la población”, y conviene distinguir entre el objetivo de tener más nacimientos y el objetivo de que las personas ya nacidas tengan unas condiciones de vida mejores, que es lo que tu propones y yo suscribo plenamente. Por cierto, la asociación entre “mejorar la situación económica” y “aumento de la natalidad” es falsa, por mucho que todo el mundo la de por supuesta. Una vez más, como en otros de tus comentarios anteriores, te reitero que lo que es “bastante evidente” para el sentido común a menudo se ve desmentido por los hechos y su análisis científico, por eso existe investigación además de lo que nos dice nuestra vecina. Y por eso me hace feliz que te interese esta web y te remito una vez más a una explicación demográfica de la baja fecundidad actual, la Revolución Reproductiva. Tienes una sección completa aquí sobre ese tema, con textos abundantes. También puede que te interese “La madurez de masas”, un libro completo que tienes aquí en libre acceso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s